1. Suelos calizos, con mucha cal

 

¿Qué problemas tienen estos suelos?

 

Clorosis férrica
Clorosis férrica en melocotonero

 

Pues que en ellos escasea un elemento vital para toda planta: el Hierro (también otros, como el Manganeso o el Zinc). El hierro es uno de los 13 elementos esenciales que necesita tomar toda planta y si se produce su carencia se manifiesta en hojas amarillas con los nervios verdes. Lógicamente, un árbol clorótico produce muy poca fruta.


Los suelos calizos son abundantes en gran parte de España. Para saber si el tuyo lo es o no, puedes llevar a analizar la tierra a un laboratorio de suelos. Es lo mejor, pero no se suele hacer a nivel jardín particular. O bien, usar unos kits muy económicos que traen unos reactivos para echar a una muestra de tierra y comparando el color sabes el pH. El pH puede ser ácido, neutro o alcalino. Si el pH te sale alto, o sea, pH alcalino, lo más probable es que sea un suelo con mucha cal (calizo).

 

Medición de pH
Medición casera de pH


Los suelos calizos (más de un 10% de caliza) no son adecuados para melocotonero, peral, aguacate, kiwi, cítricos, etc., a no ser que se injerten sobre patrones que sí toleran la cal. El cerezo, el ciruelo, el membrillero, el almendro y el olivo resisten bastante más. Sea la especie que sea, infórmate si el patrón que trae es resistente a la caliza o no. Los patrones resistentes tienen la facultad de tomar el hierro aunque éste sea escaso.

Ejemplo: si tu suelo es calizo y quieres plantar un melocotonero, no se te ocurra plantar uno que venga injertado sobre Patrón Franco, debes comprarlo injertado sobre un patrón resistente a la caliza, porque si no, amarillearán las hojas y la producción será un desastre.

Si por error has plantado un frutal en suelo calizo sin tener un patrón resistente, lo que puedes hacer es aportar todos los años 'quelatos de hierro' e intentar bajar un poco el pH del suelo o sea, acidificarlo (recuerda que los suelos calizos suelen ser alcalinos, pH alto).

Los 'quelatos de hierro' son unos fertilizantes especialmente diseñado para suelos calizos o con pH elevado. Aportan Hierro.

 

Azufre Turba rubia
Azufre en polvo. Turba rubia


Formas de acidificar: cada año mezcla con el suelo azufre o bien turba rubia y usa abonos acidificantes como el Nitrato amónimo, Nitrato potásico o Sulfato amónico.

 

En los suelos que tienen un mal drenaje y se encharcan con facilidad también debes escoger un patrón que resista el exceso de agua. Vamos a verlo a continuación:

2. SUELO CON UN MAL DRENAJE (SE ENCHARCA)

 

Suelo arcilloso
Perfil de un suelo arcilloso


¿Tienes un suelo arcilloso con un mal drenaje? ¿Permanece encharcado varios días después de llover? Esto es malo para la inmensa mayoría de especies frutales.

Un suelo puede ser de textura arcillosa, arenosa o franca (intermedia entre arcillosa y arenosa). Esta última es la mejor.

El suelo arcilloso puede tener (no necesariamente) un mal drenaje y con lluvias repetidas encharcarse. Si plantas especies sensibles al encharcamiento y el suelo permanece encharcado o saturado de agua (aunque no se vean charcos) muchos días, morirán por asfixia radicular.

Cada especies tiene más o menos resistencia al encharcamiento:

• Manzano, peral, membrillero, nogal, caqui resisten bastante, aunque hasta cierto límite.

• Cítricos, cerezo, ciruelo son intermedios en cuanto a resistencia.

• Melocotonero, albaricoquero, nectarino, almendro, higuera, aguacate olivo, avellano, nogal, tropicales son sensibles a este problema.

Si tu suelo es arcilloso y tiene un mal drenaje te recomiendo que hagas lo siguiente:

1. Elige patrones que resistan lo más posible los excesos de agua.

2. Mejora la tierra adicionando en el momento de plantar una buena cantidad de materia orgánica (estiércol, mantillo, turba, etc.) y echando arena también.

Abono orgánico
Aportando abono orgánico

3. Planta en montículos (esto es muy bueno).

4. Si el tema es más serio, instala tubos de drenaje.

Drenaje
Disposición de los tubos de drenaje en 'espina de pescado'

OTRAS CARACTERÍSTICAS DEL SUELO

Lo ideal para plantar frutales sería un suelo de este tipo:

• Suelto (ni arcilloso, ni demasiado arenoso, sino intermedio, franco).

• Profundo.

• Rico en materia orgánica y nutrientes minerales.

• Con un buen drenaje (que no acumule agua en exceso).

• Y con un pH entre 6 y 7.

¿Es tu suelo profundo? ¿O por el contrario debajo hay una capa rocosa o impenetrable para las raíces?

¿Es tu suelo rico o pobre en materia orgánica (humus)?

¿Es tu suelo rico o pobre en nutrientes minerales (Nitrógeno, Fósforo, Potasio, Magnesio, etc.)? Esto sólo lo puedes saber llevando a analizar una muestra de tierra a un laboratorio de análisis de suelos.

¿Qué pH tiene tu suelo: ácido, neutro o alcalino?

Cuanto más conozcas el suelo de tu jardín mejores resultados tendrás porque sabrás cómo mejorarlo y qué especies y patrones son los más indicados para plantar en él.

Tienes unos artículos sobre "Cómo conocer el suelo" pulsando aquí.