Grafiosis del olmo (Ceratocystis ulmi)



Árbol decrépito por la Grafiosis

Escolítido vector Escolítido vector (traslada las esporas de árbol a árbol)

La Grafiosis es una grave enfermedad que afecta a los Olmos, sobre todo Ulmus minor y Ulmus glabra. También a Zelkovas (Zelkova spp.).

Ha provocado la disminución de la población de Olmos en todo el mundo.

El hongo entra en el árbol porque el insecto escolítido que se alimentan de hojas y madera (Scolytus scolytus), llevan en su cuerpo adheridas las esporas del hongo y las van diseminando.

La segunda vía de infección es a través de las raíces, de un árbol infectado pasa por las raíces a otro cercano esporas del hongo, entrando en la corriente de savia que lo distribuye a la copa.

El hongo tapona los vasos conductores de savia. Primero se observa marchitez y amarilleamiento y luego las hojas se secan. En unos meses, muere.



Control

Lo único eficaz es actuar preventivamente.

Mantener los árboles vigorosos, con abonados y riegos regulares.

Hacer tratamientos químicos preventivos para proteger a los Olmos de los Escolítidos vectores. El primer pase ha de darse en España en Abril. El 2º tratamiento se realizaría un mes y medio después y el 3º al mes o mes y medio del 2º. Impregnando bien toda la copa, tronco y ramas.

Sólo en fases iniciales de la enfermedad, y cuando la transmisión haya sido por escolítidos (si es por raíces no hay nada que hacer) se puede plantear un sistema terapéutico con posibilidades de éxito.

Hay que vigilar mucho todos los Olmos para detectar brotes tempranos y seguir, con prismáticos si es necesario, las copas al menos 1 vez al mes desde primavera a verano hasta que comience el amarilleamiento natural del otoño. Si se detectan hojas secas en estas revisiones, podar esas ramas.

Los árboles que presentan más de un 20% de su copa afectada se consideran insalvables y deben ser eliminados. Si no fuera posible, hacer una zanja alrededor de 50-60 centímetros de profundidad y 20-25 centímetros de anchura y rellenarla con cemento u otro material inerte que aísle las raíces de los Olmos cercanos.

Se pueden hacer en Olmos atacados (si tiene menos de un 20% de su copa afectada) tratamientos con inyecciones en tronco de fungicidas, pero esto deben hacerlo especialistas.

Podar las ramas afectadas.

No se recomienda plantar Olmos. La especie de Olmo Ulmus pumila se consideraba resistente, pero no está nada claro.


5.0 de 5 estrellas basado en 2 valoraciones.
5 estrellas
2 votos

Mi valoracion:

Grafiosis del olmo