Ciclamen

Cyclamen persicum


Ciclamen
Foto de Ciclamen -



El Ciclamen es una planta que se le resiste a mucha gente. Es bastante frecuente que las hojas se pongan amarillas y los tallos se pudran al poco de comprarlos. ¿Por qué ocurre esto? Te digo dos razones:

1- Se compra en plena floración, en otoño-invierno, procedente de un invernadero frío, es decir, sin calefacción. Lo llevas a un interior caldeado y las hojas amarillean y se caen.

2- Odia los riegos desde arriba. Para que no se pudra, debes regarlo colocándolo 10 minutos sobre un plato con agua hasta que la absorbe por capilaridad y luego retirar el agua.

- El ciclamen se puede cultivar en la tierra del jardín o como planta de interior.

- Plantado en el jardín, soporta el frío, hasta -5ºC y agradece la protección de los rayos solares, sobre todo en las horas de máximo calor. Debajo de los árboles va perfecto.

- Resurgirán más tarde si se les deja pasar el verano casi seco que es su periodo de reposo.

CULTIVO EN INTERIOR

LUZ

Requiere buena luz.

TEMPERATURA

No le gusta las habitaciones caldeadas; la floración en lugar de durar 2 ó 3 meses duraría la mitad en estancias cálidas y secas y las hojas también pueden amarillear. Si es posible, ponlo en una habitación donde no se superen los 20o. Ojo, por tanto, con la calefacción en otoño-invierno.

HUMEDAD AMBIENTAL

Necesita una humedad media para vivir en interior, pero no se debe pulverizar ni las hojas ni las flores porque aparecen hongos. Pon la maceta sobre guijarros húmedos, sin que el fondo de dicha maceta esté en contacto con el agua.

RIEGO



El ciclamen es muy sensible al exceso de humedad. Un punto débil.

Nunca riegues el centro de la planta porque se pudrirá. Riega por debajo poniéndo la maceta 10 minutos sobre un platito con agua para que absorba por capilaridad; luego retira el agua. Riega 2 veces por semana durante el período de crecimiento.

En verano, que es cuando reposa, bastará con mantener un mínimo de humedad.

ABONO

Aplica fertilizante líquido al agua de riego cada 15 días durante el crecimiento y cuando esté en flor. O bien, usa barritas fertilizantes que se introducen en la tierra.

DESCANSO

- Es habitual cultivarlo como planta anual, es decir, que se desecha tras la floración puesto que la próxima va degenerando y la flor es de peor calidad. Sin embargo, el ciclamen puede durar varios años si se le da un reposo los meses de verano.

- Una vez marchita la planta tras la floración. Puedes hacer lo siguiente:

- Sacar y guardar el tubérculo en un lugar seco, oscuro y aireado para plantarlo la próxima temporada.

- Otra opción es plantarlo en el jardín a la sombra y casi olvidarte de él, regando un poco para que no se seque del todo.

- A mediados de otoño, llévalo de nuevo a la casa o vuelve a plantar los tubérculos para iniciar un nuevo ciclo.

OTRAS LABORES

- Si quieres que los ciclámenes prolonguen su período de floración, ve quitando todas aquellas flores que estén marchitas.

- Utiliza un pincel suave para limpiar el polvo. No uses nunca abrillantador.

Más información:

Ficha adicional sobre Ciclamen aquí.


4.4 de 5 estrellas basado en 12 valoraciones.
5 estrellas
8 votos
4 estrellas
2 votos
3 estrellas
1 votos
2 estrellas
1 votos

Mi valoracion:

Más información en el Archivo:


 

.: Lista de fichas de bulbos :.


Ficha de Ciclamen - Toda la información en Infojardín.