Hongos del suelo


 


Phytophthora pudriendo la raíz


Verticillium albo-atrum


• Al igual que todas las plantas leñosas, los Rosales están expuestos a la pudrición de sus raíces por hongos del suelo como Armillaria mellea, Phytophthora spp., Verticillium albo-atrum y otros. Es difícil saber si está sufriendo un ataque de estos parásitos o es sequía, falta de hierro, Nematodos, vertido de detergentes, combustibles, etc., puesto que producen síntromas similares.

• Normalmente las infecciones de hongos del suelo están provocadas por el exceso de riego.

 


Micelio blanco de Armillaria en raíz


• En el caso de Armillaria mellea, las raíces se pudren y sobre la corteza de dichas raíces, se observa un micelio blanco que más tarde se vuelve parduzco y casi negro. En tiempo cálido y húmedo de otoño se puede ver este micelio blanco debajo de la corteza a la altura del cuello del arbusto. Si además aparecen setas anaranjadas del hongo en ese lugar, la identificación es definitiva. Muere el rosal y de todos los que se planten en su sustitución.

Control

• La lucha con productos químicos es muy difícil porque estos hongos viven en el suelo y dentro de la raíz.

Lo más importante es prevenir evitando el exceso de agua en la tierra (no te pases con el riego y mejora el drenaje si en la zona se acumula el agua).

• Cuando se ha comprobado la existencia de la enfermedad conviene arrancar las plantas afectadas. Se transmite fácilmente a los contiguos a través de las raíces.

• Saca todas las raíces posibles y no replantes con otros nuevos en ese lugar porque morirían a los 2 ó 3 años. La opción de utilizar un producto desinfectante no es totalmente eficaz, ya que el hongo puede formar esclerocios resistentes que duran varios años. Cambia la tierra por otra.

• No hay tratamientos curativos. Un Rosal infectado por hongos de suelo es muy complicado curarlo. Si el hongo es Phytophthora, se puede aplicar al suelo la materia activa Fosetil-Al y quizás resulte (una marca comercial que la contiene es Aliette de la firma Rhône-poulenc).