Herramientas, materiales y útiles con plantas de interior



Pasamos revista a las herramientas y útiles utilizados para el cultivo de Plantas de Interior con algunos consejos adicionales.

 

1. Regaderas

 



Son necesarias para suministrar cómodamente el agua a las macetas. Las hay de cuello largo para regar plantas colgantes.

Las macetitas pequeñas, por ejemplo, de 10 cm de diámetro, y también las plantas colgantes, se les puede suministrar el agua con un bote de plástico con un tubito, como los bidones para beber agua que usan los futbolistas.

2. Kits de riego

 



Si te vas a ausentar de la casa un cierto tiempo por vacaciones, etc., son eficaces para riego sistemas semiautomáticos como el de la foto derecha, por ejemplo.

3. Pulverizadores

 



Se utilizan para varios fines:

  • Aumentar la humedad nebulizando sobre las hojas. Aunque NO se deben pulverizar las especies con hojas velludas: Cuerno de Alce, Geranio zonal, Begonia rex, Cóleo, Gynura, Zamia. Tampoco los Cactus ni Plantas Carnívoras como Drosera, Pinguicula y Dionaea.

  • Los pulverizadores permiten limpiar las hojas, aplicar productos fitosanitarios y aportar abonos foliares.

Siempre es aconsejable disponer de 2 pulverizadores: uno para el agua y el abono foliar y otro exclusivamente para productos fitosanitarios (insecticidas, acaricidas y fungicidas).

4. Paño

Usa uno que no suelte pelusa para limpiar el polvo de las hojas.

Mojándolo en agua jabonosa o insecticida sirve para eliminar insectos como Cochinillas y Pulgones.

5. Tijeras

 


Para podar, despuntar, eliminar partes viejas, secas, enfermas, flores marchitas, etc.

6. Cuchillo

 


Para ayudar a despegar el cepellón del tiesto en el cambio de maceta; para dividir la mata y obtener dos plantas o para cortar esquejes.

7. Guantes

8. Palita

 



9. Tridente y escarificador de mano

10. Tutores

 



Para mantener derechas ciertas plantas se emplean cañas de bambú o tubos de plástico recubiertos de musgo. Los tutores de musgo se emplean en Potos, Singonios y Filodendros trepadores.

11. Higrómetro o "Humedímetro"

 



La humedad del sustrato se puede comprobar mediante el método tradicional de introducir uno o varios dedos en él, o bien, usar un higrómetro.

Este aparato se clava en la tierra y al cabo de unos segundos arroja la medición. Te dirá si está seco o mojado para que riegues o esperes un poco. Además no te llenarás las uñas de tierra ni lo mancharás todo con las manos sucias. Son económicos y se venden en grandes superficies o centros de jardinería.

12. Macetas y jardineras

Hay una amplia gama de materiales, modelos y tamaños de macetas y jardineras. He aquí los materiales más comunes:

Macetas de barro:

 

 

Cada vez se usan menos en los interiores por su peso y fragilidad. Son porosas y transpiran la humedad del sustrato. Buenas para Cactus y otras Crasas. • Macetas de terracota: sus tonos ocres combinan bien con cualquier planta. Las de calidad son caras, pero muy bonitas y elegantes.

Macetas de plástico:

 

 

Son limpias y resistentes. Hay imitaciones perfectas de terracota.

Macetas y jardineras de metales:

 

 

Son resistentes. Aptas para colocarse encima de un mueble dado su impermeabilidad.

Cubremacetas o cubretiestos:

 

 

Existen una amplísima gama de estos recipientes. Vigila que no se acumule agua en la base.


Macetones de piedra: es un material señorial, pero pesado para mover. Quedan muy bien en una decoración rústica.


Jardineras de plástico: ligeras, prácticas, económicas, se limpian bien, aunque a muchas personas no les resultan demasiado estéticas.

Jardineras de madera:

 

 

Dales barniz protector para impermeabilizarlas y un producto conservante de la madera. Son más caras, aunque depende de la calidad.

Cestas colgantes:

 

 

Se usan para plantas colgantes como Petunia surfinia, Fucsia, Amor de hombre, Ceropegia, Columnea, Cuerno de alce, Helecho canario (Davallaria), Hiedra, Potos... Su inconveniente es que chorrean al regar, por lo que debes descolgarlas o regar con pequeñas cantidades de agua a menudo.

Hidrojardineras:

 

 

Son macetones o jardineras que tienen en el fondo un recipiente que se llena de agua. De esta manera dispone de líquido por más tiempo, desde 2 ó 3 semanas hasta más de 1 mes. Son prácticas y cómodas, pero salen caras.

Consejo general:

 

Para que el drenaje siempre funcione bien, pon en el fondo, sobre los agujeros de drenaje, grava, trozos de cerámica, bolitas de arcilla expandida, chinos, u otro material parecido, así no se taponarán. Si la maceta se apoya directamente en el suelo sería bueno hacer un orificio lateral.

13. Sustratos

Siempre hay que tener algún saco de mantillo o turba para ir rellenando macetas, trasplantando...

La perlita son unas bolitas blancas que se emplean en mezclas para proporcionar porosidad y capacidad de retención de agua al sustrato. Proporción en la mezcla: un 40% de perlita.

Tierra de brezo o de castaño: ideal para plantas acidófilas (Azalea, Rododendro, Gardenia, Hortensia, Brezo, Camelia...).

La tierra volcánica se recomienda para los Cactus. Hay mezclas a la venta especialmente preparadas para Cactus. O para Orquídeas, o para Plantas Carnívoras.

14. Abonos o fertilizantes

 


Abonar las plantas regularmente es imprescindible. Los hay formulados en bolitas, pastillas, bastoncillos y líquidos. 15. Productos fitosanitarios

También debes tener varios productos de uso habitual: insecticidas (mata insectos), acaricidas (contra ácaros) y fungicidas (protege de hongos).

16. Semillas, bulbos, esquejes

Por si quieres obtener tus propias plantas a partir de semillas o bulbos.

17. Bandejas para semillas (semilleros), plantador de esquejes y plantador de bulbos


Bandeja de alveolos


Plantador de esquejes


Plantador de bulbos